Reflexión y recorrido personal 2003 - 2013

Osuna (Sevilla)

Museo de Osuna, del 5 de diciembre de 2013 al 5 de enero de 2014

Decía Juan Ramón de su propia obra que consistía en un eterno retorno. Su periplo creativo, decía, transcurría entre el propio viaje y el retorno. Un viaje interior, eso si, pero un viaje al fin y al cabo.

El título de esta exposición nos trae a la evidencia un recorrido, ni muy prolongado ni muy breve. Suficiente. Un recorrido de la artista que, recuperando parte de su obra de los últimos 10 años, realiza un ejercicio de reflexión que la lleva de lo presente a lo pasado, de lo evidente a lo recordado y de lo externo a lo interno.

Cada muestra de este periodo de Lola Montero es un esfuerzo de interpretación que sale de dentro, se apodera de su entorno, del paisaje de estas calles, de esos puertos, de aquellas playas y nos las vuelve a mostrar bajo su propia realidad imaginada.

El discurso de Lola huye del efecto y persigue con puro nervio, como su persona, la franqueza de una pintura que se apoya únicamente en el "extrañamiento", en el aislamiento del paisaje de otros factores perturbadores. no hay concesiones ni al entretenimiento fácil ni a acabados que permitan un tránsito cómodo por su obra. No existe en su pintura refugio para lo prescindible, pero si para todo lo accidental, lo cotidiano.

Es, por tanto, más oportuno el retorno a la esencia de su carácter, a los lugares de la infancia y de la adolescencia. Para Lola, recorrer de nuevo los lugares donde uno toma conciencia temprana, sirve para hacer parada, una pausa para la reflexión. Es el momento de levantar la cabeza del camino, olvidar las prisas, desandar parte de lo andado y acudir de nuevo a las esencias. Es la ocasión de recuperar las sensaciones que generan la casta de un artista, de un creador. Las sensaciones que se generan en ese banco de la Plaza de España, bajo el alero del Museo Arqueológico o en la embocadura de la calle Sevilla.

Y no es casualidad. No es casual que la mirada de Lola resuelva sin dificultad paisajes pletóricos de contenido. Calles monumentales, casas y palacios de relumbre ven simplificadas sus líneas. Sintetizados por la mirada de una pintora criada entre estas calles singulares, que en nada sufre el llamado "síndrome de Stendhal". Comentaba un crítico no hace mucho, sobre la capacidad interpretativa de Lola, que carece de ese vértigo por lo portentoso. Lola interpreta ese remate barroco o la voluptuosa columna salomónica, con la misma sencillez con que sintetiza las rompientes de la playa de Barbate. Prescinde de las mayúsculas y recurre a lo cotidiano para extraer lo esencial y, con este discurso sencillo, emociona y evoca mucho antes y mucho después.

Así que no es casualidad. Es oportuno, es buen momento para hacer un retorno, como decía el poeta de Moguer. Es la vuelta a lo anterior y a lo interior. Un fragmento de tiempo, 2003 a 2013, que se nos muestra, para nuestro disfrute, aquí y ahora, en Osuna.

Inauguración: jueves 5 de diciembre de 2013 a las 20:00 h

Lugar: Museo de Osuna. Calle Sevilla, 27

Contacto: Lola Montero, 955 76 99 07, info@lolamontero.com

Catálogo: disponible en la galería bajo pedido. Para obtener la versión electrónica pulse en este link lola_montero_osuna2013_v02opt.pdf



Volver

últimas noticias



Nuevas obras para el año 2015

Sin duda, la desnuda belleza de estos lugares deja mucho espacio a la abstracción que Lola gusta de cultivar en su pintura. La obra que nos enseña es una vista la conocida como La Fabriquilla, en las salinas de Cabo de Gata. En una tarde tormentosa de esta primavera...

VER MÁS EXPOSICIONES

Lola Montero en Aponiente

Horizontes de Sal, el proyecto que impulsa a la pintora desde hace algunos años y que tuvo su primera muestra pública en la exposición en la gaditana galería Benot en 2014; vuelve, y esta vez para sumergirse en su propio entorno generador.

LEER MÁS NOTICIAS